Crónica. Buen sábado de rugby en Pomar de Cinca

Este sábado, tanto el equipo de Desarrollo como el Femenino jugaban un amistoso frente a Quebrantahuesos.

DESARROLLO

Comenzaba el Desarrollo, quien dominó prácticamente la totalidad del partido. Se jugó melé con empuje, y la delantera, pese a ir justa de efectivos, se encontró cómoda. A lamentar la lesión de Raúl, nada más comenzar el partido. Una pena, ya que es un jugador que se esfuerza mucho en los entrenamientos y se merecía muchos minutos, esperemos que la lesión no le aparte demasiado de los campos y pueda llegar a final de temporada.

Como decimos, la delantera hizo muy bien su trabajo de limpiar y sobre todo agrupar. Delante, primeras (Javi Alconchel, y Félix) y segundas, en especial estos últimos, los dos Carlos (Ugencio y Mateo) y en el apoyo a la línea los terceras, cuyo fruto recogió Miguel Molina, para marcar su primer ensayo con el Íbero en su segundo partido, a pase de Gonzalo Ares, (que venía de su fin de carrera, pero no se quería perder un día de rugby). Piernas y Mariñán hicieron del placaje su gran virtud.

La tres cuartos, sabía a lo que jugaba, moviendo mucho el balón y jugando muy bien a la mano. Un Fer que salía de la lesión pero que aguantó una primera parte con un maltrecho tobillo, Vicente, que ocupó el 10 y luego el 9 y se entendió muy bien con Laca, que también regresaba muchas semanas después y se le notó con ganas de rugby. Charly y Celma en los centros, le dieron velocidad necesaria en la transmisión del balón en ataque y subieron muy bien la tabla defensiva, acostumbrados a un rugby más rápido. Los 3 de atras, Jorge , Marti y Teto en la segunda parte, junto con Compadre, zaguero y capitán, se portaron excepcionalmente bien en el placaje, y tres de ellos tuvvieron premio (merecido premio), posando el balón tras la cal.

Felicidades a todos ellos. Aún les quedan unos cuantos partidos, y muchos de ellos deben continuar con la progresión que están teniendo. 5 ensayos frente a 2 dan buena cuenta de ello.

FEMENINO

El conjunto femenino, iba escaso de efectivos (13 para ser más exactos), pero se jugó a XV, gracias a que Quebranta nos pasó dos chicas (desde aquí les agradecemos el gesto).

Pese a recibir 5 ensayos, las chicas no jugaron mal partido. Tuvieron ocasiones, estuvieron varias veces en la 22 contraria a escasos metros de la zona de ensayo y tuvieron fases con mucho mayor ritmo al que habían jugado hasta ahora. Una lástima que no consiguieran el tan deseado ensayo, puesto que sí merecieron premio. A pesar de ello, tan sólo uno de los ensayos contrarios cogió desprevenida a la defensa, el resto, se marcaron por las bandas, es decir, no tuvieron fallos en la subida defensiva, sino que el ritmo que les exigían las contrarias, acostumbradas a un rugby más rápido y de más movimiento (por no decir que tenían mejor físico), les pasaba factura.

Son sin embargo estos partidos los que hacen crecer a las jugadoras y al equipo, la exigencia de un rugby más dinámico. Y esto es bueno, porque aun habiendo acabado la Liga, les quedan partidos (la directiva está ya pensando en amistoso) y seguramente se dispute también la Copa de Aragón.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.